Autoridades británicas incautan muñecas sexuales con apariencia de niñas

0
301

Las autoridades policiales del Reino Unido incautaron muñecas sexuales hiperrealistas con aspecto de niñas. Este hallazgo ha expuesto a decenas de supuestos pedófilos, quienes ocupan cargos en los cuales tienen contacto permanente con niños.

 

Niñas de silicona

Las muñecas incautadas tienen un peso aproximado de 25 kilogramos, el peso de un niño de 7 años, y su anatomía es muy precisa, lo que las diferencia de las típicas muñecas inflables. Estas muñecas pueden llegar a costar miles de euros y están siendo importadas al Reino Unido al ser vendidas a través de portales online de intercambio comercial, tal como lo indica la británica Agencia de Crimen Nacional (NCA, por sus siglas en inglés).

Esta operación se lleva a cabo desde marzo de 2016 y, hasta el momento, se han interceptado 123 muñecas en menos de un año. El gobierno británico formalmente ha realizado acusaciones a importadores de este producto; incluso ha encarcelado a un hombre el mes pasado.

CPIU Muñecas infantiles 2 - Autoridades británicas incautan muñecas sexuales con apariencia de niñas

De manera paralela, al mismo tiempo que las incautaciones se han hecho públicas, se sigue el proceso judicial contra el exdirector de un colegio de primaria -quien además era un antiguo guarda de iglesia, de 72 años-, cuya apelación fue desestimada, ya que usó en su defensa que la muñeca adquirida por Internet no es obscena. Al rechazar la solicitud de retirar los cargos, el acusado se declaró culpable de importar esta muñeca sexual con aspecto de niña.

Igualmente, siete hombres acusados de poseer estas muñecas se enfrentan a acusaciones vinculadas con delitos de pornografía infantil. El director adjunto de Operaciones de Inteligencia de la Fuerza Fronteriza se apoyó en este hecho para afirmar que quienes compran estas muñecas -fabricadas en China y Hong Kong-, a menudo cometen otros crímenes sexuales.

Aunque el hecho de poseer una muñeca no es ilegal en sí mismo, se cree que quienes adquieren estos artículos, en muchos casos, están involucrados en otros delitos como producción, distribución o posesión de pornografía, en los que las víctimas son menores de edad.

Los agentes de la Fuerza Fronteriza británica gozan de la potestad de confiscar artículos que crean indecentes u obscenos, bajo la normativa aduanera, y aquellos que los encargan pueden ser procesados legalmente.

 

¿Una posible solución o más perversión para los pedófilos?

CPIU Muñecas infantiles 4 - Autoridades británicas incautan muñecas sexuales con apariencia de niñas

Así como en el Reino Unido, el estado de Florida de los Estados Unidos también ha vetado la comercialización de estas muñecas. Según el proyecto de este estado al Sur de EE.UU, se considera que hay un paralelismo entre los efectos del consumo de pornografía y el uso de las muñecas en personas con inclinaciones pedófilas.

Esta conclusión coincide con un estudio realizado por la Universidad de Ottawa, en el que se determinó que la frecuencia del uso de la pornografía era el mayor factor de riesgo para los delincuentes sexuales reincidentes.

Uno de los grandes fabricantes de estas muñecas es la compañía japonesa Trottla, cuyo fundador es el empresario Shin Takagi, quien manifestó públicamente sus tendencias pedófilas. Takagi asegura que sus «obras de arte» ayudan a la gente que quiere expresar sus deseos de forma legal y éticamente.

CPIU Muñecas infantiles 3 - Autoridades británicas incautan muñecas sexuales con apariencia de niñas

Sin embargo, cada vez más, las muñecas son consideradas como obscenas a nivel global. Tal es el caso de los australianos, quienes hicieron una petición formal para impedir su importación en 2016, lo que llevó al Departamento de Inmigración y Protección de Fronteras del país a concluir que la posesión de estos productos se considera una forma de explotación infantil.

Actualmente, no existe una evidencia científica que sugiera que la adquisición de las muñecas sea una terapia psicológica efectiva para aquellos que tengan tendencias pedófilas. Por otra parte, el precio de las sexdolls es un indicativo de que la pedofilia no entiende de clases; sus costos elevados hacen presumir que quienes las adquieren son personas que tienen rentas elevadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here